Lo que no sabías del trabajo en REMOTO 2021

06 Abr 2021
Categoría: Sin categorizar

Retomando lo bueno:

Por fin las empresas se están dando cuenta de los beneficios que eso supone, ya no solo a nosotros como trabajadores (se acabó tardar 1 hora en ir a una oficina), sino a ellas como empresas: ahorro de costes de oficinas, abanico de contratación más amplio al no tener que centrarse en su zona geográfica…pero claro, como todo, es un arma de doble filo. Organizar tu rutina te ayudará a ser más productivo.

Desventajas de ser e-workers:

Los horarios de trabajo, el equilibrio personal-profesional, y la productividad. A pesar de que da mayor flexibilidad de horarios, el teletrabajo hace más difícil definir de qué hora a qué hora trabajamos, pudiendo tener efectos negativos en nuestra salud mental y física.

 

En esta guía os contamos cómo lo gestionamos nosotros desde Ola Accounting:

 


“Tener una red de trabajo remoto puede ser una solución atractiva para las Pymes y autónomos que quieren ahorrar costes”


Tips para Pymes:

Si ya trabajas desde casa, algunos de estos consejos te podrían ayudar a encontrar puntos interesantes para ayudar a tu equipo.

Flexibiliza los horarios. Según el Informe de Buffer el 98% de los teletrabajadores actuales prefieren hacer home office para toda la vida y califican el horario flexible como el principal beneficio. La diferencia de circunstancias y zonas horarias es la mejor forma de mostrar respeto y comprensión hacia los otros miembros del equipo. Permitir que las personas trabajen de forma remota para luego atarlas a un horario fijo puede ser, bueno… un poco contraproducente. Aunque estar en casa tampoco significa que trabajemos entre 12 y 14 horas, para no provocar ese efecto rebote.

Agendar el trabajo. Nada de posponer, organiza el tiempo para no perderlo. Tener un plan es fundamental para mantener tener cierto orden en la organización. Planificar, calendarizar, compartir archivos y crear listas, son las claves perfectas para organizar los equipos de trabajo y te ayudará a no perder el foco. Actualmente existen muchas herramientas que pueden ayudarte a organizar a tu team (Google Drive, TeamLab, Trello, Slack, Asana, etc). Nosotros en Ola utilizamos Monday’s es perfecto para la asignación de tareas, organización de boxes y la planificación a corto y largo plazo.

Reuniones de trabajo productivas. Si la mayoría de los miembros del equipo no han hablado ni se han reunido antes, es probable que sean reacios a compartir o debatir ideas frente a otros. Por lo tanto, antes de hacer que las reuniones virtuales sean una parte regular del flujo de trabajo de tu equipo, es importante que todos se sientan cómodos comunicándose entre sí. ¿Una buena manera de hacer eso? Crea un lugar comunitario online donde los miembros del equipo puedan conocerse y conectarse fuera de las reuniones estructuradas. Este puede ser un lugar específico (como un grupo de whatsapp) o un conjunto de tradiciones compartidas (como verificaciones diarias de vídeo o una hora feliz virtual semanal). Siempre que conectes a tu equipo y lo familiarices entre sí antes de que ocurran las reuniones, ayudarás a sentar las bases para reuniones productivas y exitosas online.

Tips para el equipo. Ideas para un teletrabajo productivo y saludable:

Busca tu sitio. Encuentra un sitio a gusto donde ponerte. Fija un sitio en casa para asociarlo al trabajo. Un rincón, una habitación donde podáis ponernos y asimiléis que ahí es donde pasarás la mayor parte de la jornada laboral. Acomoda el entorno y si te gustan las manualidades cuélgate un cartelito de Oficina, así podrás diferenciar y delimitar los espacios. Importante: Evita pasar el tiempo de ocio donde trabajas.

Outfit. Cambia tu vestimenta: ¡No te quedes en pijama! Estar en pijama puede provocarte un cortocircuito mental, evitarás confundir a tu cerebro. Utiliza ropa cómoda, no necesariamente vestir de chaqueta o traje pero hay que cambia el chip… Fomentar el hábito de vestirse para trabajar te ayudará a rendir mejor y reducir los cansancios improductivos.

Pausas prolongadas. Si haces una pausa, aléjate de la nevera. No tiendas a relajarte comiendo. La ingesta se ha incrementa demasiado, sobre todo después de llevar tanto tiempo metidos en casa, fácil comer a todas horas.
Intenta controlarlo, por ejemplo si vas a la cocina, trata de empezar con bebidas, siempre más bebida que comida y sobretodo antes, pregúntate, si realmente tienes hambre.

Modo work. El resto del equipo tiene que saber cuándo estamos en modo trabajo y cuándo no. Coordinación entre las personas que forman parte de tu team es muy importante. Hazles saber cuándo pueden contactarte y cuando no. Ya sea recibir un whatsapp o un email, debes informar a los demás y tener una planificación de las cosas que vas hacer en tu día a día. Recuerda no estás interactuando solo/a, trabajas con más personas aunque estés en remoto. Haz tu planificación y aléjate de la improvisación.

Si buscas motivación:

Las circunstancias nos han puesto ante un evento que nadie se esperaba que pudiese producir. La llamada del trueno: “algo que no esperabas y tienes que enfrentar” Este tipo de experiencias nos esta haciendo más fuertes. Permítete adaptarte y mejorar, no podremos pararlo, porque evidentemente se escapa de nuestras manos, pero esto nos está dando la oportunidad de aprender y adaptarnos para hacer las cosas de una forma diferente.